Cómo prepararse para una discapacidad progresiva

April 11

Cómo prepararse para una discapacidad progresiva


Una discapacidad progresiva es una que se espera que empeore. Ejemplos bien conocidos de enfermedades progresivas incluyen esclerosis múltiple, enfermedad de la neurona motora, la corea de Huntington, la distrofia muscular y la enfermedad de Alzheimer. No hay cura para alguna de estas condiciones, por lo que es importante prepararse para una discapacidad en la forma correcta.

Instrucciones

1 Pensar en las realidades físicas de su discapacidad. Asegúrese de que su espacio de vida tiene suficiente espacio para el equipo que podría llegar a necesitar, tales como muletas, silla de ruedas o un ascensor. Tenga en cuenta que puede que tenga que trasladarse a un lugar más adecuado.

2 Instalar las asas o los carriles donde se les pueda necesitar, como por ejemplo al lado de un baño o tocador o al lado de las escaleras. Una elevación de la escalera también puede ser necesaria.

3 Comprar utensilios para el hogar que será más fácil para una persona con su discapacidad. Una amplia gama de éstos está disponible, desde cucharas para teteras.

4 Encontrar a alguien que te ayude, si es posible. Si tiene suerte, usted tendrá un miembro cercano pareja o familia a la mano; si no, tratar de encontrar un amigo. Puede que tenga que contratar a un profesional de la salud si tiene relaciones no cerrar o conocidos.

5 Mantener una actitud mental positiva. Trate de mantenerse al día con aficiones si usted es capaz de, y mantener una mente vivaz. Siga la actualidad y los complementos que van de los miembros de su familia. Voluntarios para el trabajo de caridad o un proyecto comunitario. Buscar otras personas con la misma discapacidad en grupos de apoyo o foros en línea. Recuerde, la depresión puede comprometer el sistema inmunológico, por lo que es saludable para mantener una actitud positiva.

6 Informe a su familia y amigos acerca de su enfermedad. Educarlos para que comprendan qué es lo que está pasando y será capaz de ayudar.

Consejos y advertencias

  • Hacer ejercicio si usted es capaz de hacerlo, pero consulte con su médico.

Artículos relacionados